viernes, 6 de noviembre de 2015

Poema largo

Cuando leemos un libro
Del mundo y sus relatos
Que a lo largo de los siglos
Nada de ello ha cambiado

Las épocas ya son otras
Los escenarios distintos
Las pasiones y las miserias
Se repiten en los mismos
A lo largo de la historia

Trabajo cuesta aprender
Que los pobres, pobre son
Y a los ricos hay que servir
Los gobiernos han pasado

Y todos han prometido
Que con paciencia se alcanza
El paraíso perdido
No escarmentamos Martín

Que aquello que nos gobiernan
Preocupado solo están
Por resolver sus historias.
Desde Eva y desde Adan
siempre existieron listos
Que saquearon las bolsas
De los tontos consentidos

Cuanto esfuerzo se ha gastado
Por educar a los pueblos
Que han preferido seguir
Ausentes y no formados

Y es que aquello de pensar
Es tarea de unos pocos
Ya que al resto se le ha dicho
Que su mundo es de otro reino

Martín, que como te digo
El engaño es permanente
La derecha nos explota
Y la izquierda nos somete

Donde queda el ser humano
A la hora del reparto
Somos números sin nombres
Somos números en rojo

No contamos ya Martín
Somos valor caducado
Tramoya para teatro
Invisibles para el acto

Ahora la moda nos trae
Otras formas de gobierno
Populistas sin recato
Para que el pueblo decida

Ahora nos dan a elegir
A cuál de ellos, votamos
Si seguimos como estamos
O damos el salto y cambiamos

Las calenturas son fiebres
Y las fiebres son delirios
Espejismos pasajeros
Para no abordar los hechos

Distinto Martín sería
Que la cultura llegara
Y los hombres opinaran
Con razón y fundamento

Harto estamos de feriantes
De que nos vendan la nada
De caminos que regresan
Al lugar que ya conoces

Son los mismos, los de siempre
Los que envuelven y convencen
Se aprovechan del enfado
De los pueblos y de su gente

Si te interesa Martín
Te traslado mi opinión
Si se me da a elegir
Optare por la abstención





1 comentario:

  1. Cambian los tiempos, no las personas... Seguimos con los mismos defectos. Sería bueno emprender una campaña a las cualidades, para erradicar los males.
    Un beso de anís.

    ResponderEliminar

Los invito a dejar un comentario, amables lectores.

Blogs de escritores

Blogs de escritores